Cómo impartir importantes habilidades de ahorro a tus hijos

ahorro La salud de nuestras finanzas es una preocupación siempre presente en nuestra cabeza, y este pensamiento tiene que ver con el presente y también con el futuro.

El ahorro es el síntoma que indica que una economía está totalmente saneada, y algún día parte de tu dinero pasará a tus hijos, por eso es importante que desde pequeños les des algunas claves para que sean capaces de administrar el capital de forma efectiva.

En este artículo descubrirás cuáles son las claves que puedes transmitir, qué tipos de ahorros existen y de qué forma puedes mantener el dinero que has conseguido acumular. Teniendo claros algunos conceptos podrás inculcar a tus hijos enseñanzas económicas que les pueden servir para el futuro.

El ahorro tiene una gran importancia porque se basa en guardar un dinero que se puede utilizar a medio o largo plazo para hacer inversiones o para solventar imprevistos que aparecen repentinamente. Tener un excedente te puede salvar y dar beneficios. El ahorro ha sido un seguro para esta generación y las anteriores, por eso es conveniente que los más jóvenes comiencen a entender algunas claves.

¿Qué debo aplicar y qué debo transmitir?

Cuando se trata de ahorrar, la primera consigna que debes tener clara es que es una carrera de fondo y esto es lo que debes transmitir a tus descendientes cuando se estén acercando a la edad adulta. También ayuda mostrar algunos casos de éxito económico logrados gracias al ahorro, pero además de esto hay otras claves que debes enseñar.

  1. La importancia de adquirir conocimientos financieros
  2. Conocer las modalidades de ahorro que existen
  3. Crear un sistema de ahorro personal
  4. Mantener el dinero ahorrado

El conocimiento es clave

No es sencillo saber cómo funciona el mercado financiero y conocer todos los productos que se mueven en él, por eso es conveniente adquirir conocimientos básicos que se pueden encontrar fácilmente en internet o en publicaciones económicas de prestigio. Con leer con frecuencia sobre algún tema relacionado con la economía es suficiente.

En materia de ahorro es importante saber distinguir entre ahorro público, que es el que realizan agentes económicos de categoría estatal, y el ahorro privado, que lo llevan a cabo las empresas y familias de un Estado. El dinero que hayan conseguido guardar estos actores es el ahorro privado de un país.

No siempre se ahorra de la misma manera

La actividad de ahorrar es muy variada y existen diferentes tipos de ahorro, la diferencia entre ellos es la finalidad a la que se destina el dinero que se ha acumulado. Puedes encontrar ahorros de emergencia que tienen el objetivo de guardar un dinero para imprevistos, o la creación de cuentas para guardar un capital que sirva para financiar los estudios de tus hijos o pagar un seguro médico. También puedes guardar dinero y destinarlo para el ocio,  viajando al lugar que llevas deseando desde hace tiempo.

Elegir la forma de ahorro que más se adapte a ti

A grandes rasgos ahorrar consiste en distribuir tus ingresos para cubrir tus gastos y acumular un excedente, este sistema se puede llevar a cabo de diferentes maneras. Tienes la opción de hacerlo de forma analógica sacando tu dinero del banco y guardándolo en diferentes zonas de tu casa, aunque esto no es muy recomendable, pues nunca se sabe qué puede pasar en tu vivienda, y es más probable perder el dinero o caer en la tentación de recurrir a él al tenerlo tan cerca.

Tu entidad bancaria puede ser una aliada para ahorrar, puedes abrirte una cuenta de ahorro a la que traspasar una parte de tus ingresos de forma mensual y acumular dinero en ella, también puedes solicitar al banco que este traspaso se realice de forma automática seleccionando la cantidad que quieras que se destine a tu depósito de ahorro. Lo único que debes revisar es que estas cuentas sean totalmente gratuitas y estén libres de comisiones de apertura y mantenimiento.

Llegar es difícil, mantenerse todavía más

Distribuir el dinero para contar con un excedente no es sencillo, pero con un poco de constancia lo conseguirás antes de que te des cuenta, una vez que se ha alcanzado esta meta llega el segundo reto, que es mantenerlo. Es normal que después de

 

invertir, las cifras de tu cuenta de ahorro desciendan, pero si quieres crecer económicamente es fundamental que mantengas esta costumbre, e intentes que las cifras de tu cuenta de ahorro sean estables.

Aplicando estos sistemas conseguirás ese ahorro que siempre has buscado, transmitirlo a tus hijos depende de ti, si consigues que vean que tu forma de gestionar el dinero es efectiva, tendrás mucho ganado. Como ocurre con todas las personas, cuando se estén acercando a la edad adulta es probable que tengan ciertas inquietudes económicas, y será un buen momento para transmitir estos conocimientos.